Murray Grove (Stadthaus)

Hoy toca hablar de un auténtico pionero en la construcción con madera laminada en altura, ya que está considerado el primer bloque de viviendas construido enteramente con elementos prefabricados de madera laminada, incluyendo paredes de carga, forjados y el núcleo de escaleras y ascensores.

Curiosamente se encuentra en Londres y fue diseñado por el estudio de arquitectura Waugh Thistleton, que desde entonces siguen apostando fuerte por este tipo de construcción. La obra se terminó en 2009 y desde entonces no han dejado de surgir nuevos proyectos por todo el mundo que cada día llevan más lejos las posibilidades de la madera laminada.

Los paneles de madera empleados fueron fabricados por la firma austriaca KLH. En el montaje de la estructura se tardaron 27 días y 900 m3 de material. Una ventaja de la construcción en seco es que la estructura tiene desde el primer minuto su máxima resistencia y no hay que esperar tiempos de fraguado para continuar con la construcción.

Todas las fachadas y la tabiquería interior son estructurales, y se revistieron con paneles de cartón-yeso. La suma del espesor de madera laminada más el cartón-yeso ofrece sin problemas la resistencia al fuego requerida en un edificio residencial.

El aislamiento exterior de las fachadas tiene un espesor de 7 cm, y en conjunto se alcanza un valor U=0,27 W/m2K. En el revestimiento de la fachada se utilizaron paneles de fibrocemento Eternit, cuya composición es a su vez un 70% de pasta de madera.

 

De 30 metros y 9 plantas de altura y construido en 49 semanas, demostró que el uso de madera laminada es económicamente viable, medioambientalmente sostenible y una alternativa de futuro para reemplazar a hormigón y acero en la construcción residencial colectiva.

La planta baja alberga locales comerciales, las 3 siguientes viviendas sociales y las 5 últimas viviendas de venta libre.

 

Situación
Murray Grove, 24
Hackney, Londres

Promotor
Telford Homes

Arquitectos
Waugh Thistleton
77 Leonard Street, London

Estructuras
Techniker / Jenkins & Potter

Fotografía
Will Pryce